fbpx

Vilardell Digest

Vilardell Digest > Blog > Cinco frutas que mejorarán la salud de tu microbiota intestinal
Cinco frutas que mejorarás la salud de tu microbiota intestinal
3 febrero
Cinco frutas que mejorarán la salud de tu microbiota intestinal

Compartir:

Una microbiota intestinal saludable es muy útil para conseguir una salud digestiva óptima y mejorar nuestra salud general. Además, no debemos olvidar que el intestino está considerado nuestro segundo cerebro, por lo que su salud es también muy importante para mantener nuestro estado de ánimo y un buen rendimiento en nuestra rutina.

Por este motivo, aquí tienes cinco frutas con alto contenido en fibra, para estimular las bacterias intestinales y conseguir un sistema digestivo más saludable.

Plátanos

La fibra es esencial para estimular el proceso de producción de las bacterias del intestino y es igualmente importante para la salud y la función digestiva en general.

Los plátanos no sólo son ricos en fibra soluble, sino que también contienen un compuesto prebiótico (fibra no digerible) que pasa a través de la parte superior del tracto gastrointestinal y permanece sin ser digerida, ya que no puede ser completamente descompuesta. Una vez que pasan por el intestino delgado, llegan al colon donde son fermentados por la microbiota intestinal.

En resumen, los plátanos trabajan para mantener la armonía entre los microbios de la comunidad bacteriana.

Arándanos

Los arándanos ayudan a diversificar nuestras bacterias intestinales. Destruyen las bacterias intestinales dañinas y también producen una de las mejores proporciones de fibra por calorías del planeta.

Como la mayoría de las bayas están llenas de semillas diminutas, su contenido de fibra es mayor que el de la mayoría de las otras frutas.

Manzanas

Además de ser un alimento rico en fibra, aportan grandes beneficios para la salud gracias a su impacto en las bacterias del tracto digestivo.

La ingesta de manzanas altera significativamente las cantidades de dos bacterias (Clostridiales y Bacteriodes) en el intestino grueso. Como resultado de estos cambios bacterianos, también se modifica el metabolismo del intestino grueso, lo que proporciona una multiplicidad de beneficios para la salud digestiva y general.

Frambuesas

Como los arándanos, las frambuesas están llenas de fibra soluble. El contenido de fibra y agua de las frambuesas ayuda a prevenir el estreñimiento y a mantener un tracto digestivo saludable.

La fibra adecuada promueve la regularidad, lo cual es crucial para la eliminación diaria de toxinas a través de la bilis y las heces.

Peras

La piel de las peras contiene al menos tres o cuatro veces más fitonutrientes fenólicos que la carne. Estos fitonutrientes incluyen antioxidantes, flavonoides antiinflamatorios y fitonutrientes anticancerígenos como los ácidos cinámicos.

También es importante señalar que cuando se trata de la salud intestinal, las peras son frutas ricas en fibra. E incluso con su alto contenido en fibra, se considera uno de los alimentos más fáciles de digerir.

¡Descubre cómo puede ayudarte la gama de productos de Vilardell Digest!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *